USTED ESTÁ:

BIENESTAR

COMPARTIR

NO PERMITAS QUE TU MATRIMONIO PIERDA LA CHISPA

7 enero 2016

Junto con el amor, la confianza, el respeto y la admiración mutua, la sexualidad hace parte de los muchos aspectos que determinan una sana relación de pareja. Si bien por si solo el sexo no constituye una base sólida para construir o fortalecer la relación amorosa entre dos personas, sí enriquece el vínculo emocional y afectivo entre ellas.

Con el paso de los años las parejas tienden a relegar al sexo a un papel secundario dentro de su relación, de modo que disminuye la frecuencia de sus encuentros íntimos. Ello puede obedecer a muchos factores tales como la llegada de los hijos, la presión emocional ejercida por el aumento de las responsabilidades dentro y fuera del hogar, la falta de tiempo, entre otros.

Esta situación es bastante frecuente, pues según las encuestas acerca de la sexualidad matrimonial, realizadas en varios países (I Encuesta Nacional Sobre Sexo en México, Estudio de Sexualidad Matrimonial de Hedwater Holidays en Gran Bretaña, encuesta de Prácticas Sexuales en Estados Unidos), 80% de las parejas con 5 años de casados tienen sexo apenas 1 o 2 veces al mes, mientras que durante los primeros meses de matrimonio tenían, en promedio, 3 relaciones sexuales por semana.

NO DEJES QUE SE APAGUE LA PASIÓN.

Así mismo, estas encuestas indican que más de la mitad de las parejas casadas no tienen contacto físico sino solo cuando van a tener relaciones sexuales y en su cotidianidad, las expresiones físicas de afecto (acariciarse, abrazarse, darse besos) paulatinamente van disminuyendo. En opinión de psicólogos y terapeutas sexuales la falta de relaciones íntimas en el matrimonio, influye de manera negativa en la relación y, con frecuencia, es una fuente de distanciamiento, conflicto e insatisfacción e incluso deteriora la autoestima de uno o ambos miembros de la pareja.

Estar casados no implica que el sexo se vuelva monótono o que disminuya el apetito sexual de hombres y mujeres o que los miembros de la pareja tengan que dejar de manifestar sus necesidades en este sentido u olvidarse de expresar físicamente su amor y su deseo por el otro. Ahora bien, como el erotismo es la base del deseo sexual para mantener viva la llama de la pasión en el matrimonio lo que se necesita es poner en práctica conductas y actitudes que estimulen la novedad, la variedad, la fantasía erótica, el romance e incluso algo de transgresión de las normas establecidas.

Todas las personas tienen fantasías sexuales y fetiches que disparan su lado erótico; ¿Que tal compartirlos en pareja y arriesgarse a ser atrevidos?

No hay que leerse el Kamasutra o memorizar un manual de sexo tántrico para dejarse llevar e intentar nuevas posiciones.…entretenerse en los preámbulos y los juegos sexuales, redescubrir las zonas erógenas de cada uno y las caricias que resultan más estimulantes (pues cada centímetro del cuerpo es sensible y puede ser una fuente insospechada de placer), recurrir a los juguetes sexuales de vez en cuando o romper los esquemas establecidos para la intimidad sexual (ya que al fin y al cabo la cama matrimonial no es el único sitio de la casa donde se puede tener sexo), bañarse juntos, recostarse sin ropa a ver una película, contemplarse desnudos, darse un masaje relajante, filmarse mientras sostienen relaciones o acariciarse provocativamente (pero con discreción) en lugares públicos, son algunas opciones para encender la llama de la pasión.

Al fin y al cabo, las posibilidades para despertar el erotismo son tan infinitas como la creatividad humana y las parejas casadas pueden experimentar cosas nuevas en cualquier momento, así lleven muchos años juntos.

Como a menudo ocurre, sobre todo en las parejas con hijos, que la dificultad para disfrutar de una vida sexual satisfactoria no radica en la ausencia de pasión sino en la falta de tiempo y de intimidad para las relaciones sexuales, es importante que las parejas generen espacios y momentos para compartir, ya sea escapándose de la casa por unas horas mientras alguien de confianza cuida a los chicos, saliendo de paseo solos un fin de semana o tomándose unas vacaciones sin los niños.

COMPARTIR

CONTENIDO RELACIONADO

SÍNDROME DEL OJO SECO

VER MÁS

¿QUÉ ACTIVIDAD FÍSICA DEBES REALIZAR SEGÚN TU EDAD?

VER MÁS

COMENTARIOS FACEBOOK

Deja un comentario

0 votesJunto con el amor, la confianza, el respeto y la admiración mutua, la sexualidad hace parte de los muchos aspectos que determinan una sana relación de pareja. Si bien por si solo el sexo no constituye una base sólida para construir o fortalecer la relación amorosa entre dos personas, sí enriquece el vínculo emocional […]

Calificacion.
 
Summary