USTED ESTÁ:

SALUD

COMPARTIR

HIPOTIROIDISMO EN LOS RECIÉN NACIDOS

6 enero 2016

En los recién nacidos la enfermedad del tiroides más común es el hipotiroidismo congénito, es decir que esta glándula no produce una cantidad adecuada de hormonas tiroideas (esenciales para el desarrollo normal de todos los órganos y, en particular del cerebro, durante los primeros meses de vida).

Aunque esta enfermedad es relativamente poco común, pues ocurre en 1 de cada 2.000 recién nacidos, sus consecuencias son muy graves si no es detectada ni tratada a tiempo. Puede ocasionar retardo mental, retraso en el crecimiento, enfermedades del corazón (malformaciones, agrandamiento) y sordera.

El hipotiroidismo congénito puede deberse a numerosas condiciones, desde defectos genéticos, hasta enfermedades autoinmunes o infecciones adquiridas dentro del útero o al nacer.Pero en países como Colombia, la causa más importante es la falta de una adecuada cantidad de yodo en la alimentación de la mamá durante el embarazo (deficiencia nutricional de yodo).

Como durante el embarazo las hormonas tiroideas de la mamá, pasan al bebé a través de la placenta, solo muy ocasionalmente los recién nacidos tienen síntomas o manifestaciones que permitan sospechar la enfermedad y es por eso que la única forma de diagnosticarla con certeza es determinar la cantidad de hormona estimulante de la tiroides en la sangre del bebé (prueba TSH) y, en ocasiones, cuando esta no es concluyente deben medirse ciertas hormonas tiroideas específicas (prueba de T4 total).

En nuestro país, es obligatoria la realización de la prueba de TSH a todos los recién nacidos y se hace en la primera media hora después de nacimiento, tomando dos muestras de sangre: una del cordón umbilical y otra del talón del recién nacido.

Cuando la prueba reporta cifras elevadas de TSH, indica hipotiroidismo congénito, porque la falta de hormonas tiroideas hace que el organismo del bebé produzca mayores cantidades de TSH para estimular el funcionamiento de la tiroides y la producción de hormonas en esta glándula.

El tratamiento consiste en la terapia oral (tomada) de sustitución con hormona tiroidea, administrada diariamente; por lo general se inicia antes de que el bebé cumpla 7 días de nacido, es de por vida y evita por completo todas las consecuencias negativas del hipotiroidismo, de modo que los niños crecen sanos y se desarrollan normalmente, sin dificultades de aprendizaje u otros problemas.

Como hay que ajustar la dosis de hormona tiroidea de acuerdo con la edad y las necesidades de la hormona en cada etapa del crecimiento, se deben realizan controles médicos periódicos (cada 2 meses durante el primer año de vida) que incluyen además de la evaluación del desarrollo físico y mental, la medición de TSH y de T4 total.

COMPARTIR

CONTENIDO RELACIONADO

¿QUÉ ES EL ADN?

VER MÁS

VASECTOMÍA Y LIGADURA DE TROMPAS: VENTAJAS Y DESVENTAJAS

VER MÁS

COMENTARIOS FACEBOOK

Deja un comentario

0 votesEn los recién nacidos la enfermedad del tiroides más común es el hipotiroidismo congénito, es decir que esta glándula no produce una cantidad adecuada de hormonas tiroideas (esenciales para el desarrollo normal de todos los órganos y, en particular del cerebro, durante los primeros meses de vida). Aunque esta enfermedad es relativamente poco común, […]

Calificacion.
 
Summary