USTED ESTÁ:

SALUD

COMPARTIR

ABDOMEN GRANDE EN LOS HOMBRES: UN PROBLEMA PARA LA SALUD

6 enero 2016

Con el paso de los años, muchos hombres comienzan a acumular grasa (tejido adiposo) en el abdomen y alrededor de la cintura, condición que en medicina se denomina obesidad central. Si bien este proceso comienza alrededor de los 30 años, suele hacerse evidente entre los 35-40 años y aunque algunas mujeres también pueden desarrollar obesidad central, en ellas es menos frecuente.

Esto se debe a que la acumulación de grasas no ocurre en cualquier parte del cuerpo, sino en zonas específicas determinadas por la acción de las hormonas sexuales. En los hombres la testosterona (hormona masculina) promueve el depósito preferencial de las grasas en el tejido subcutáneo de la parte superior y media del abdomen (cintura), así como dentro de la cavidad abdominal, es decir alrededor de las vísceras (intestinos, estómago, hígado) y en menor proporción alrededor de los hombros y la espalda; ello hace que el cuerpo tome una forma de manzana (obesidad central). En las mujeres, los estrógenos (hormonas femeninas) hacen que las grasas se acumulen en los senos, la parte baja del abdomen y sobre todo en la zona de los glúteos y la parte lateral de los muslos, de modo que el cuerpo femenino adquiere forma de pera (obesidad periférica).

¿Por qué la obesidad central es un problema?

La cuestión es que en este tipo de obesidad, las células del tejido adiposo (adipocitos) producen grandes cantidades de unas hormonas especiales llamadas adipocinas, que tienden a alterar el metabolismo del cuerpo y tienen otros efectos negativos.

De una parte, dichas hormonas alteran la manera en que el organismo procesa las grasas simples (lípidos), induciendo el incremento de estas en la sangre pero especialmente de ciertos lípidos (entre ellos el colesterol “malo” o LDL) que fácilmente se depositan en las paredes de las arterias (lípidos inductores de aterosclerosis o aterogénicos).

Por otra, las adipocinas hacen que los tejidos del organismo sean menos sensibles a la acción de la insulina, que es la hormona responsable de la utilización adecuada de la glucosa (azúcar) para producir energía. Esta alteración se denomina resistencia a la insulina y predispone al desarrollo de diabetes.

A medida que estos cambios se hacen más notorios, por lo general luego de varios años (2 a 5 años), las personas con obesidad central desarrollan un trastorno del metabolismo denominado síndrome metabólico que se caracteriza por la presencia conjunta de: hiperglucemia (exceso de glucosa en la sangre), dislipidemia (exceso de lípidos en la sangre), aterosclerosis acelerada, hipertensión arterial e incluso diabetes tipo 2.

A su vez, el síndrome metabólico aumenta notablementEL-ABDOMEN-GRANDE-EN-LOS-HOMBRES-UN-VERDADERO-PROBLEMA-DE-SALUD-2e el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares (del corazón y los vasos sanguíneos), en particular infarto cardiaco, derrames o trombosis cerebrales y muerte súbita por paro cardiaco.

Infortunadamente, estos cambios negativos del metabolismo y el mismo síndrome metabólico progresan de manera silenciosa (sin síntomas) por muchos años y a menudo su primera manifestación es una complicación grave (como un infarto o una trombosis cerebral, por ejemplo). Sin embargo, la obesidad central puede identificarse fácilmente.

¿Cómo saber si tengo obesidad central?

Muy sencillo, midiendo el perímetro abdominal (de la cintura) con un metro de modistería. Al colocar el metro rodeando la cintura y justo debajo del ombligo, el perímetro abdominal no debe medir más de 90 cm en los hombres y 80 en las mujeres. Cifras más altas son indicativas de obesidad central.

¿Hay tratamiento?

Sí. En las personas con obesidad central el tratamiento está encaminado a bajar de peso y reducir lo más posible los depósitos de grasa en el abdomen y alrededor de las vísceras abdominales. Para ello las medidas más importantes y efectivas son los cambios en la alimentación y practicar ejercicio con regularidad. Además, si la persona ya tiene dislipidemia o hipertensión, puede ser necesario adicionar medicamentos para tratar estas condiciones.

COMPARTIR

CONTENIDO RELACIONADO

PLACENTA, UN ÓRGANO FUNDAMENTAL EN EL EMBARAZO

VER MÁS

¿QUÉ ES EL ADN?

VER MÁS

COMENTARIOS FACEBOOK

Deja un comentario

0 votesCon el paso de los años, muchos hombres comienzan a acumular grasa (tejido adiposo) en el abdomen y alrededor de la cintura, condición que en medicina se denomina obesidad central. Si bien este proceso comienza alrededor de los 30 años, suele hacerse evidente entre los 35-40 años y aunque algunas mujeres también pueden desarrollar […]

Calificacion.
 
Summary