USTED ESTÁ:

BIENESTAR

COMPARTIR

¿CÓMO SABER SI MI HIJO ES HIPERACTIVO?

20 enero 2018

Si tu hijo regularmente se mueve en exceso en situaciones en que debería estar más tranquilo, adopta conductas riesgosas y le cuesta poner atención, puede estar sufriendo algún trastorno. Acá te contamos cómo identificarlo y te entregamos algunas recomendaciones que pueden ayudarlo en casa.

El Síndrome de Déficit Atencional (SDA) es una alteración del desarrollo, caracterizada por falta de atención, hiperactividad e impulsividad. Se da en alrededor de 5% a 10% de los escolares, variando de un país a otro. Se trata del trastorno neurobiológico más importante en el niño y, como tal, es un desafío importante para los alumnos, profesores, las familias y los médicos tratantes.

Está asociado a factores biológicos y sociales. Se observa claramente una tendencia genética, ya que los padres de niños afectados tienen antecedentes de síntomas similares en mayor porcentaje que aquellos cuyos hijos son sanos. El potencial de herencia es aún mayor si ambos padres o la madre tuvieron esta alteración.

¿Cómo saber si mi hijo tiene déficit atencional?

Generalmente se presentan 3 síntomas: desatención, impulsividad e hiperactividad, los cuales pueden estar en distinta proporción en cada niño. Esto debe presentarse en todo ámbito: casa y colegio, entre otros, ya que de no ser así pudiera sospecharse disfunción familiar o a alguna problemática específica en el colegio. Además, debe ocurrir desde antes de los 7 años, descartándose que el niño pueda tener otras enfermedades.

Algunos ejemplos

⦁ Hiperactividad: pararse o moverse en exceso en situaciones que requieren mayor adecuación conductual como en sala de clases, hablar en exceso.
⦁ Impulsividad: se manifiesta por la incapacidad de respetar turnos, respuestas precipitadas, sin pensar. Exponerse a situaciones de riesgo sin tomar conciencia del peligro.
⦁ Desatención: se manifiesta por la incapacidad de atender a un estímulo requerido, según la edad del niño. No termina de copiar y trabajar en clases, tiene cuadernos incompletos, parece que no escucha, no sigue instrucciones.

Alrededor de un tercio de los niños que presentan este síndrome padecen además otros cuadros como trastorno opositor desafiante, trastorno de aprendizaje, dispraxia o dificultades motoras, antecedentes de retraso de lenguaje, entre otros.

El diagnóstico debe hacerlo un médico y se llega a determinar mediante una historia clínica detallada, información entregada por los padres y profesores, y el examen neurológico dirigido. No se requieren pruebas complementarias, salvo evaluación por psicopedagoga para chequear si existe asociación a trastorno de aprendizaje.

En algunos casos pueden ser necesarias evaluaciones psicométricas o terapias ocupacionales para establecer el potencial cognitivo del niño. El tratamiento puede incluir el uso de fármacos que deben ser indicados por el neurólogo infantil. Pero también existen otras medidas que pueden ser de mucha ayuda:

⦁ Por un lado, están las intervenciones escolares como la mediación, la evaluación diferenciada y ofrecer apoyo psicopedagógico al niño, a objeto de favorecer su integración y facilitar su proceso de aprendizaje.
⦁ Modificarse el enfoque en el hogar, estableciendo rutinas y horarios ordenados, sobre todo en lo que respecta al sueño, alimentación y estudio.
⦁ Se debe evitar la estigmatización de estos niños, ya que esto contribuye negativamente en la autoestima a largo plazo. Es recomendable incentivar aquellas áreas donde el menor presente mayor habilidad para mejorar su auto concepto, el cual generalmente está muy disminuido en estos pequeños.

Si bien resulta muy difícil prevenir en estos casos, es importantísima la detección y tratamiento precoz, para evitar secuelas como el abandono escolar, bajo estado de ánimo y otras consecuencias a largo plazo. Como padres deben estar muy alertas para detectar estos síntomas y ayudar oportunamente a tu hijo.

COMPARTIR

CONTENIDO RELACIONADO

SÍNDROME DEL OJO SECO

VER MÁS

¿QUÉ ACTIVIDAD FÍSICA DEBES REALIZAR SEGÚN TU EDAD?

VER MÁS

COMENTARIOS FACEBOOK

Deja un comentario

0 votesSi tu hijo regularmente se mueve en exceso en situaciones en que debería estar más tranquilo, adopta conductas riesgosas y le cuesta poner atención, puede estar sufriendo algún trastorno. Acá te contamos cómo identificarlo y te entregamos algunas recomendaciones que pueden ayudarlo en casa. El Síndrome de Déficit Atencional (SDA) es una alteración del […]

Calificacion.
 
Summary