USTED ESTÁ:

BIENESTAR

COMPARTIR

BENEFICIOS EMOCIONALES DE LA LACTANCIA MATERNA

7 enero 2016

El acto de amamantar no sólo consolida los vínculos forjados durante todo el embarazo entre madre e hijo sino que brinda grandes beneficios psicológicos y emocionales para ambos ya que tiene un profundo significado afectivo y por sus características de contacto físico estrecho entre dos seres humanos involucra muchos otras aspectos.

El simple hecho de colocar al bebé sobre el pecho le brinda calor y le permite percibir tanto los latidos del corazón como el ritmo de la respiración de la mamá, estímulos que ha captado al estar dentro del útero y con los cuales se siente familiarizado, lo que hace que el cerebro del bebé produzca unas sustancias, llamadas endorfinas, que hacen que se sienta seguro, cómodo y tranquilo. Además, este efecto positivo se ve reforzado por el olor de mamá y las caricias que recibe mientras se alimenta.

Los estudios psicológicos han demostrado que los bebes amamantados durante su primer año de vida desarrollan más tempranamente sentimientos de autoconfianza, autonomía emocional, independencia, adaptación social, habilidades de comunicación y capacidad para establecer vínculos emocionales con otras personas, a medida que crecen, que los bebes alimentados con biberón. Y dichos efectos psicológicos positivos son más notables si la lactancia se prolonga hasta los 2 años de edad. beneficios de la lactancia.

Es más, los beneficios psicológicos de haber sido amamantado son perdurables de modo que en la adolescencia y la vida adulta se manifiestan, entre otras cosas, por una mayor capacidad para brindar amor y afecto a otras personas, mejores relaciones familiares (sobre todo durante la adolescencia, etapa de la vida durante la cual suelen presentarse conflictos con los padres), una autoestima sólida, mayor estabilidad de las relaciones afectivas, menor tendencia a las adicciones, buena capacidad para controlar el estrés emocional y la ansiedad, e incluso con una actitud general más positiva ante las circunstancias de la vida; algunos expertos consideran que esto último obedece a que la lactancia materna genera desde los primeros días de vida una impronta psicológica, en virtud de la cual el bebé desarrolla esquemas mentales que le permiten percibir al mundo como un entorno amable y poco amenazante.

Para la mamá, los beneficios psicológicos de amamantar a su hijo incluyen:

- El estímulo de la succión del pezón hace que el cerebro libere mayores cantidades de endorfinas y de unas hormonas, denominadas prolactina y oxitocina, las cuales generan una sensación de bienestar, a la vez que disminuyen el estrés emocional y la ansiedad.

- Promueve la autoestima y ayuda a disipar las dudas que muchas mujeres tienen acerca de su capacidad para ser buenas madres.

- Fortalece los vínculos afectivos con el bebé.

- Disminuye significativamente el riesgo de depresión posparto.

- Favorece la capacidad de adaptación a la maternidad.

-En varios estudios, las mujeres que lactan tienden a ser más afectuosas con sus otros hijos, con su pareja y, en general, con las personas allegadas a ellas.

COMPARTIR

CONTENIDO RELACIONADO

SÍNDROME DEL OJO SECO

VER MÁS

¿QUÉ ACTIVIDAD FÍSICA DEBES REALIZAR SEGÚN TU EDAD?

VER MÁS

COMENTARIOS FACEBOOK

Deja un comentario

0 votesEl acto de amamantar no sólo consolida los vínculos forjados durante todo el embarazo entre madre e hijo sino que brinda grandes beneficios psicológicos y emocionales para ambos ya que tiene un profundo significado afectivo y por sus características de contacto físico estrecho entre dos seres humanos involucra muchos otras aspectos. El simple hecho […]

Calificacion.
 
Summary