USTED ESTÁ:

BIENESTAR

COMPARTIR

BENEFICIOS DEL YOGA PARA NIÑOS

15 julio 2016

La promoción de la actividad física es una de las herramientas para la prevención de enfermedades crónicas como la hipertensión y la diabetes. La organización Mundial de la salud (OMS) en su informe sobre “Recomendaciones Mundiales de Actividad Física del 2010”, describe los niveles de actividad física según la edad. Sin embargo, no las incluye para los niños menores de cinco años, dado que se considera que el juego es una actividad natural en este grupo.

Los padres pueden encontrar en la práctica del yoga una actividad completa para los niños, ya que aporta beneficios físicos, psicológicos, emocionales y sociales.

El yoga para los niños

El yoga es una práctica milenaria que aporta múltiples beneficios a quienes la realizan de manera continua. Si bien es una práctica extendida, es una actividad segura que pueden realizar niños, jóvenes y adultos.

Algunos maestros no la recomiendan antes de los 10 años y adicionalmente, debe realizarse con instructores entrenados y especializados en la técnica.  Esta actividad es atractiva para ellos y aporta importantes beneficios como:

- Beneficios físicos: mejora la flexibilidad, el control muscular, la coordinación psicomotora, los patrones respiratorios, la postura y la circulación.

- Beneficios mentales: aumenta la atención, la memoria, la comprensión de órdenes y activa la imaginación.

- Beneficios emocionales: mejora la autoestima y armoniza el carácter.

- Beneficios sociales: mejora la interacción en grupo y las relaciones interpersonales.

La práctica del yoga en niños se basa en el juego, la respiración y el ritmo. Las clases utilizan actividades que recrean situaciones de movimiento de algún animal y sus posiciones, para introducir las posturas del yoga que el niño por su edad y atención pueda ejecutar.

La respiración es el punto de partida de las sesiones de yoga con niños. Aprender a manejar el ritmo de la respiración permite mejorar la atención, la concentración y los prepara para la realización de las posturas.

Las sesiones pueden tener una duración de hasta 40 minutos y se sugieren grupos de hasta 10 niños.

Recomendaciones para la práctica en los niños

- La edad aconsejable de inicio son los 4 años. Aunque existen centros donde se realiza con bebés de seis meses en adelante, esta práctica es para padres e hijos y su componente fundamental son los masajes y la relajación.

- Elige un sitio donde el personal esté entrenado.

- Viste al niño con ropa cómoda y confortable.

- Llévalo a practicar por lo menos tres veces a la semana.

- Algunas posturas pueden practicarse en casa, pero solo aquellas recomendadas por el instructor. Si bien los niños tienen la flexibilidad para lograr posturas avanzadas, no tienen la madurez neuromuscular para ejecutarlas. Se recomienda tomar precauciones y cuidado con los excesos.

Algunas posturas

Cualquier práctica para niños debe ser lúdica y divertida. Las siguientes posturas basadas en movimientos sencillos están recomendadas para ellos:

- El árbol: es una postura de equilibrio. De pie, con un pie apoyado en el suelo (como la raíz del árbol), se sube el otro pie sobre el muslo de la pierna contraria y se estiran los brazos sobre la cabeza (como las ramas).

- La pinza: es una postura de flexibilidad. Sentados con las piernas estiradas, tocan la punta de los dedos de los pies con las manos.

- La mariposa: es una postura de estiramiento y ayuda a la digestión. Sentados, doblan las piernas y juntan los pies en el centro, manteniendo la espalda recta, mueven las rodillas de arriba a abajo como las alas de una mariposa

- Postura de relajación: acostados boca arriba, con la columna alineada, brazos al lado del cuerpo, cierran los ojos y se concentran en la respiración

COMPARTIR

CONTENIDO RELACIONADO

DERMOGRAFISMO, ¿CUÁNDO DEBES CONSULTAR AL ESPECIALISTA?

VER MÁS

¿QUÉ ES LA AMNESIA DIGITAL Y POR QUÉ SE PRESENTA?

VER MÁS

COMENTARIOS FACEBOOK

Los comentarios están cerrados.

0 votesLa promoción de la actividad física es una de las herramientas para la prevención de enfermedades crónicas como la hipertensión y la diabetes. La organización Mundial de la salud (OMS) en su informe sobre “Recomendaciones Mundiales de Actividad Física del 2010”, describe los niveles de actividad física según la edad. Sin embargo, no las […]